Si pudieras decidir ¿Que harías en tu día ideal?

Pensemos por un momento que hubiéramos hecho cuando éramos pequeño si nos dan el poder de decidir qué hacer en todo un día. ¿Cual seria nuestra reacción? ¿Qué seria lo primero que pediríamos? Como adultos y padres sabemos que una buena educación implica ayudar a los niños a ser autónomos, a tener criterios propios, a pensar por sí mismos y a tomar decisiones, porque si desde pequeños aprenden a tomar sus propias decisiones y son capaces de aceptar sus consecuencias, se convertirán en adultos independientes capaces de tomar decisiones acertadas. Pero por lo general cuando éramos pequeños no teníamos gran poder, si mucho podíamos decidir que sabor de helado queríamos cuando salíamos con nuestros padres. Por lo general no llegamos a pensar en cosas o situaciones que no nos parezcan realistas, la probabilidad de que le permitamos a nuestros hijos hacer y deshacer por un día es casi nula. Pero es curioso pensar que harían nuestros hijos en esta situación, inclusive es importante volver a nuestra mentalidad de niños y pensar nosotros que hubiéramos pedido.

Nuestra mentalidad cambia drásticamente, en este momento pediríamos algo completamente diferente a lo que hubiéramos pedido desde pequeños, pero hoy me pongo a pensar ¿Qué tantas de las cosas que hubiera pedido serian solo para mi? ¿Sera que hubiera optado por brindarle algo a alguien mas o alguien que lo necesite mas que yo? Este es el punto en que me di cuenta que probablemente no hubiera parado a pensar que tengo el poder de darle algo a alguien que lo necesite mas que yo. Seguro se me hubieran ocurrido millones de regalos y actividades, pero para mi. Y no me mal interpreten, no era una niña malcriada ni particularmente egoísta, simplemente me crie en un ambiente en el que toda la atención iba dirigida a mi, así que lo que aprendí era darme a mi y solo a mi. Ahora soy una persona mas empática, porque reconozco mis alrededores y se que no soy la única persona que desea algo en este planeta.

Es por todo esto que hoy mas que hablar de algo, queremos hacer una reflexión y crear una oportunidad para compartir con nuestros hijos una actividad que va a enriquecernos no solo como padres sino como personas. Nos va a ayudar a identificar quienes son nuestros hijos y como ellos se desenvuelven en su pequeño mundo, mirar si tuvieran el poder de hacer o tener cualquier cosa en un día, ¿Que harían? Llamémosle la actividad de nuestro día ideal. Donde en un papel vamos a escribir 24 horas en el día, por cada hora del día pueden optar por escribir que les gustaría hacer o que les gustaría recibir. Analicemos con nuestros hijos que pidieron, miremos si pidieron algo solo para ellos o si tienen presentes las necesidades de alguien mas.

Como adultos nos olvidamos que cada acción que hacemos será un reflejo o un ejemplo a seguir en nuestros hijos, nos llenamos de motivos a diario para pensar que necesitamos, que nos hace falta, que nos haría mas fácil la vida. Se nos olvida agradecer constantemente, enseñarles a nuestros hijos que el valor de la vida no esta en las cosas que tenemos, sino en como usamos todo lo que tenemos a nuestro alcance para no solo hacer nuestra vida mas amena, sino para ser parte de una comunidad y como podemos ayudar a nuestro entorno.

Beautiful baby sits at the table and is eating a nut

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s