Los beneficios de tener mascotas

Según numerosos estudios, los animales tienen la capacidad de mitigar aquellos sentimientos que nosotros valoramos como negativos, además de aportarnos su acompañamiento incondicional. Tener mascotas cuando somos pequeños traen mas ventajas que desventajas, sabemos que cuidar de un animal no es fácil y no animamos a que nadie tenga una mascota si no puede cuidar de ella propiamente, porque después de todo una mascota se convierte en parte de una familia, el amor y apoyo que brinda un pequeño animal es increíble no solo para los niños, sino para los adultos. Es una responsabilidad que no solo debe ser dirigida hacia los padres sino para los adultos.

En la actualidad, mascotas como los perros participan en lo que se conocen como intervenciones asistidas con animales, que consisten en la incorporación de un animal a un proceso terapéutico o educativo como complemento al mismo y que se desarrolla de forma multidisciplinar. Las mascotas son un apoyo emocional y una manera en el que los niños pueden desarrollar habilidades y pueden ayudarles a desarrollar su sentido de responsabilidad.

Las mascotas ayudan a evitar el sentimiento de soledad: Contar con una mascota en el hogar ayuda a que la persona se sienta más segura de sí misma y más protegida. También puede ayudar a evitar estados como la depresión por sentimiento de soledad, ya que su compañía estimula el contacto físico y la comunicación. Puede que no hablen, o que no nos sigan la conversación, pero uno sabe, con total certeza, que no está solo en casa y que tiene compañía.

Las mascotas alivian la depresión: Las personas deprimidas no sienten el deseo de relacionarse. Cuando una persona mantiene un vínculo con una mascota, tiene un motivo para levantarse de la cama. Quizá no tenga ganas de hacer nada, pero sabe que debe darle de comer y en el caso de los perros, por ejemplo, sacarle a la calle. Es frecuente que la persona deprimida no se desahogue con nadie, pero quizá sí se siente capaz de hablarle a su mascota.

Las mascotas aumentan el sentimiento de felicidad: Los dueños de mascotas, tras compartir un rato de juegos, experimentan un aumento de oxitocina, se estimula la producción de serotonina y la dopamina, al mismo tiempo que el cortisol se disminuye, todas estas hormonas ayudan a disminuir los niveles de estrés y son un buen antídoto contra la depresión.Las mascotas reducen el estrés: El equipo de la psiquiatra Sandra Baker de la Universidad Commonwealth de Virginia (EEUU) midió las ondas cerebrales de distintos dueños de perros antes y después de pasar un rato con ellos. Estos estudios han revelado que tener una mascota y acariciarla frecuentemente, ayuda a reducir los sentimientos de estrés, ansiedad y depresión. Por lo que se aconseja acariciar, jugar, pasear e incluso hablar con las mascotas para despejar la mente y sentir bienestar.

Las mascotas aumentan el sentido de responsabilidad: Nos hacen responsables en su cuidado, y nos enseñan a plantearnos prioridades. Además de ser un compañero de juegos para los niños y niñas, crecer con una mascota es una oportunidad para enseñarles a ser responsables y a respetar a los animales. Los perros, por ejemplo se convierten en unos maestros excelentes, fuente inagotable de estímulos que despiertan los sentidos del niño.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s